Páginas vistas en total

jueves, 7 de septiembre de 2017

Juan Villoro



…me gusta



EL PLACER DE LA LECTURA
              
       Ni la lectura nos hace mejores personas, ni siquiera el mejor lector es el que más ha leído y, por supuesto, que existen libros nobles y libros malignos. Estas son, sin duda, algunas de las ideas o pensamientos que desarrolla  Juan Villoro (Ciudad de México, 1956) en El libro salvaje (2009), una fábula sobre el mundo del libro, cuyo protagonista, Juan, que pasa una temporada con un extraño tío y una no menos extraña mansión repleta de libros, donde  sobrevive a la separación de sus padres.
       El libro salvaje cuenta la historia de Juan, un niño de 13 años que en las primeras páginas observa la inminente separación de sus padres. Entonces, la madre decide llevar a Carmen, la hermana menor, a casa de su mejor amiga, mientras que a Juan lo “confina” en la casa del tío Tito, un anciano extraño, medio loco y apasionado por los libros. Pero gracias a este capricho  de la madre, pasará las vacaciones en compañía de un tío lejano y el adolescente  vivirá dos de  las mayores aventuras de su vida: se iniciará en el placer de la lectura y se enamorará de una niña llamada Catalina. Cuando llega a la enorme casa del tío Tito, descubrirá que toda ella es, en realidad, una infinita biblioteca, un laberinto o un bosque de páginas que le hará replantearse su relación con el mundo de los libros. El tío Tito llega a afirmar en una de sus páginas: «Cada libro es como un espejo: refleja lo que piensas. No es lo mismo que lo lea un héroe a que lo lea un villano. Los grandes lectores le agregan algo a los libros, los hacen mejores». También, de esta forma, el narrador  confirma su amor por Catalina, la muchacha que trabaja en la farmacia que queda enfrente de la casa de su tío. Cada libro que Juan le presta, ella lo modifica con su lectura y será en estos cambios donde él percibe las marcas que la hermosa muchacha va dejando de su propia vida. A partir de este momento se nos revela el eje de la historia: el tío Tito ha llamado a Juan a su casa para que le ayude a encontrar un libro que aún no está concluido y que, además, no se ha dejado leer por ningún lector. Ese libro no es otro que El libro salvaje. ¿Cuáles son las características de este libro? ¿Cómo es posible que no se deje atrapar por ningún lector? ¿Por qué Juan parece tener poderes especiales que hacen que los libros se muevan de sus estantes y lo ayuden a superar distintas pruebas?
       Esta historia pretende, entre otras muchas pretensiones, devolvernos a la memoria aquel o aquellos libros que leímos siendo niños y que, de alguna manera, han quedado en nuestra memoria como ese primer ejemplo de una aventura no calculada de la que nunca nos hemos repuesto. Es también esa puerta abierta a la intimidad y un posible puente hacia otras experiencias de vida, tan valiosas como las páginas en blanco que vamos escribiendo a diario sin apenas darnos cuenta.








EL LIBRO SALVAJE
Juan Villoro
Madrid, Siruela, 2009


No hay comentarios:

Publicar un comentario